16 de enero del 18

16/01/2018 § Deja un comentario

Isla Mujeres posee una historia repleta de leyendas. Durante la civilización maya, el lugar sirvió como santuario para Ixchel, una diosa de la fertilidad, la razón, la medicina o la luna.

El templo de Ixchel estuvo situado en un punto del sur y fue utilizado como faro. La luz de sus antorchas salía a través de sus paredes y se podía divisar desde lejos por los navegantes. Los indígenas precolombinos aprovecharon el territorio para recoger la abundante y preciada sal que se precipitaba de forma natural en sus lagunas.

Francisco Hernández fue el primer europeo que arribó a ella en 1517. Cuando su expedición tomó tierra, encontraron ídolos con forma femenina, representando a la diosa Ixchel, de donde vendría el nombre de la isla. En la relación escrita en 1566 por el polémico cronista y obispo Diego de Landa se describe el templo de la diosa y las figuras de mujer que la representaba. Estas estaban sólo vestidas de cintura abajo, y con el pecho destapado a la manera de las naturales. El edificio era de piedra, asombrándoles, y encontraron ciertos objetos del oro que tomaron, cuenta Landa en su crónica.

Leído en: Una isla legendaria

Anuncios

15 de enero 18

15/01/2018 § 2 comentarios

Como cada lunes les ofrecemos un libro con ilustraciones que consideramos interesantes o simplemente bellas. Hoy publicamos el Volumen IV de la colección Botanical register of exotic plants cultivadas en los jardines ingleses con más de 80 maravillosas ilustraciones de Sydenham Cowards y publicado en Londres en 1818.

Botanical register of exotic plants. Volume IV.pdf

Como es habitual en nuestros posts, les dejamos el enlace al pdf [30MB] bajo la ilustración para que aquellos que estén interesados en hojear el volumen lo puedan hacer tranquilamente.

14 de enero del 18

14/01/2018 § Deja un comentario

Now You Has Jazz es una canción escrita por Cole Porter para la película Alta sociedad de 1956, donde fue presentada por Bing Crosby Louis Armstrong. La canción describe qué instrumentos se necesitan para crear jazz.

Sol C. Siegel, el productor de la película High Society, pagó a Cole Porter $250,000 para que compusiera una canción para el film. Cuando Porter supo que Louis Armstrong iba a aparecer en la película, decidió que escribiría un número de jazz. Llamó a Fred Astaire y fueron a un concierto de Jazz at the Philharmonic. Después, habló con el empresario de jazz Norman Granz por teléfono y este le dio un breve curso de introducción al jazz. El resultado de todo este análisis musical  fue Now You Has Jazz.

Bing Crosby y Louis Armstrong and The All Stars grabaron la canción el 18 de enero de 1956 para la banda sonora de la película. Los componentes de la banda eran Louis Armstrong, trompeta; Trummy Young, trombón; Edmond Hall, clarinete; Billy Kyle, piano; Arvell Shaw, bajo; Barrett Deems, batería.

Dear gentlefolk of Newport
Or maybe I should
Say hats and cats

I want you to lend an ear
Because, well, I want you
To hear some really
Shimmering sharps and flats

For these cozy virtuosi
Just about the greatest
In the trade are fixing
To show you now, precisely how
Or approximately
Jazz music is made

Well, you take some skins
Jazz begins
Then you take a bass
Man, now we’re
Getting someplace

Take a box
One that rocks
Take a blue horn
New Orleans bornYou take a stick
With a lick
Take a bone
Ho ho, hold the phone

Take a spot
Cool and hot
Now you has jazz, jazz
Jazz, jazz, jazz

That’s positively theraputic
Now you has jazz, jazz, jazz

Masters Hall and Young
That’s Ed Hall
And Tommy Young

Now you has Masters
Kyle and Shaw
That’s Billy Kyle
Arvil Shaw

Now you has Mr. Barrett Deems
And now listen to, well, you know who

Hey, Pops, you wanna grab a little, leave a little
Yeah, Daddy, yeah
Here we go

If you sail
(Sailing, sailing)
Over the sea
(Will you wait for me)
Take my tip, they’re all
Molto hip in Italy
(Well, Arrevederci)

(As for France)
Oh, I know you’re
Very big there
(Yes, believe it or not)
I do believe, I do indeed
(Frenchmen all prefer what
They call le jazz hot)

Take a plane
(Bobba doo zot)
Go to Siam in Bangkok
Today round the clock
Well, they all like to jam

Indians on the Amazon
Beat one bar and
All of them are
(Well, gone, man, gone)

From the Equator
Up to the Pole
Everybody winging
Everybody singing
That rock, rock, rock
Rock, rock and roll

From the East to the West
From the coast to the coast
Jazz is king cause jazz is
The thing folks, dig, best

13 de enero del 18

13/01/2018 § Deja un comentario

Con una impresionante calidad de imágenes, les dejamos este espectacular corto para que les quite el aliento por un rato.

Dicen que los días 13 traen mala suerte. Menos mal que no es martes o friday.

12 de enero del 18

12/01/2018 § Deja un comentario

Recordemos la historia. Pero Niño, señor de Cigales y de Valverde, Conde de Buelna, fue un destacado militar, marino y corsario castellano al servicio del rey Enrique III el Doliente que nació en Valladolid en 1378, muriendo en 1453, tras 75 años de aventuras y conquistas.

También es conocido por ser el protagonista de El Victorial o Crónica de Pero Niño, biografía escrita por el alférez bajo su mando Gutierre Díez de Games e importante obra de la literatura hispana medieval en su género que pueden bajar por el enlace que dejamos bajo la ilustración de portada.

El Victorial

Entre sus últimas campañas se encuentra el ataque a la isla de Jersey en el Canal de la Mancha. Los normandos propusieron a Niño atacar la isla de Jersey, reclutando para ello hombres en la Bretaña, que embarcarían en unos 120 barcos de vela salineros que se encontraban por entonces en Batz. Atraída por el prestigio que había adquirido Niño el año anterior, la gente de armas de la región acudió a la llamada. Entre ella sobresalía el caballero Héctor de Pontbriand.

Desembarcaron en la isla 2.000 atacantes, la mitad de ellos caballería, que se enfrentarían a 3.000 infantes y 200 jinetes. El primer embate fue de los ingleses, que lanzaron a su caballería ligera, la cual se topó con los ballesteros e infantes que Niño había dispuesto parapetados tras unos paveses. Aquellos se retiraron entonces, y los segundos les persiguieron, aunque desordenadamente. A continuación atacó la caballería pesada anglosajona, que chocó contra la formación acorazada central franco-castellana. Después se dio un intenso combate cuerpo a cuerpo, que amenazaba con concluir con un elevado número de bajas y sin un resultado satisfactorio para los invasores. Por ello Niño, junto a 50 hombres destacados, derrocó al pelotón del portaestandarte inglés, dejando así sin guía al contingente enemigo, que, desmoralizado, huyó.

Pero Niño planteó a los oficiales la posibilidad de apoderarse de la isla, y estos lo consideraron inviable, pues pasaba por conquistar los cinco castillos fuertemente custodiados que había en ella, labor para la que no contaban con suficientes medios. A esto se añadía la proximidad de la armada inglesa, fondeada en Plymouth. Objetivo más fácil era tomar la villa mayor, pero los lugareños salieron al paso de la tropa y suplicaron reiteradamente clemencia al comandante castellano. Al final, este les impuso un pago de diez mil coronas para repartir a la gente darmas y un tributo anual, más bien simbólico dada la dificultad de su cobro, y abandonó Jersey con destino a Brest. Allá pagó a los hombres, de sobra satisfechos teniendo en cuenta el botín saqueado por su cuenta en la isla.

Amplia documentación en: Pero Niño.

11 de enero del 18

11/01/2018 § Deja un comentario

La máquina de escribir música, patentada en 1936 por Robert H. Keaton, contaba con 14 teclas y era capaz de escribir en un papel pautado.

En 1953 el creador rediseñó la máquina y la construyó con treinta y tres teclas haciéndola más práctica y fácil de usar.

El funcionamiento es similar al de una máquina de escribir tradicional, donde un mecanismo imprime una grafía, en este caso musical, sobre un papel.

Comenzó a comercializarse en la década de los 50 a un precio que rondaba los 225 dólares. En la actualidad llegan a pagarse $6.000 por alguno de los ejemplares que han sobrevivido hasta nuestros días.

El objetivo del invento era facilitar el trabajo de editores y profesores a la hora de realizar varias copias de obras musicales de forma rápida.

Aunque parece ser que llegó a tener cierto éxito en los gremios musicales, los músicos preferían escribir sus partituras a mano y nunca llegó a tener demasiada acogida.

Post dedicado a nuestro admirado músico contemporáneo DDR, que sabemos que la usa a escondidas.

10 de enero del 18

10/01/2018 § Deja un comentario

Serpientes y escaleras es un antiguo juego de tablero indio, considerado actualmente como un clásico a nivel mundial. Se juega entre dos o más personas en un tablero numerado y dividido en casillas, que posee además un número determinado de serpientes y escaleras que conectan, cada una, dos casillas numeradas. El movimiento se determina por medio de un dado.

El objetivo del juego es lograr que la ficha del jugador llegue desde el inicio hasta el final, ayudado por las escaleras y evitando las serpientes. La versión histórica nace de algunas lecciones de moral, donde el progreso de un jugador en el tablero representa una vida influida por virtudes —representadas por las escaleras— y por vicios —serpientes. Era un juego popular entre los niños que no requería habilidades especiales.

El tamaño de la cuadrícula varía de tablero a tablero, siendo las disposiciones más comunes las de 64, 100 y 144 casillas; lo mismo sucede con la disposición y número de las serpientes y las escaleras. El movimiento de las fichas se determinaba por el valor obtenido en el lanzamiento de dos dados. Actualmente hay muchas Apps del juego para móvil o tableta.

El juego se inventó en India como parte de una familia de juegos de dados, incluyendo el parchís. Sus nombres originales eran moksha patam, vaikunthapaali o paramapada sopaanam o la escalera a la salvación. El juego llegó a Inglaterra, donde fue comercializado con el nombre Snakes and Ladders o Serpientes y Escaleras.

El Moksha Patam estaba asociado a la filosofía hindú tradicional, que contrasta los conceptos de karma y kāma, o destino y deseo. El juego ponía énfasis en el destino, en contraposición a otros juegos como el pachís, que se enfocaban en la vida como una mezcla de habilidades o libre albedrío y suerte.

El juego también ha sido interpretado y utilizado para enseñar los efectos de las buenas obras en contraposición a las malas.​ Las escaleras representan virtudes como la generosidad, la fe y la humildad, mientras que las serpientes representan vicios como la lujuria, la ira, el asesinato y el hurto.

La lección moral del juego era que una persona puede lograr la salvación  o Moksha por medio de las buenas acciones, mientras que las malas acciones llevan a uno a la reencarnación en formas inferiores de vida.

El número de escaleras era menor al número de serpientes como un recordatorio de que los caminos del bien son más difíciles de transitar que los caminos del mal. Presumiblemente el número 100 representaba el concepto de Moksha o salvación.