15 de noviembre del 18

15/11/2018 § Deja un comentario

Algunas prendas se guardan con cuidado, se cuelgan con esmero y por la mañana, las miramos para elegir cual nos vamos a poner. Sin embargo, otras se guardan en cajones y quedan ocultas a nuestra vista. En el caso de los calcetines es así, se doblan cuidadosamente, o no, y solo se sacan para ser usados. Entonces, por qué no un lugar adecuado para observarlos, admirarlos, elegirlos?

El Sock Hanger™ resuelve este problema. Un chindogu cargado de lógica para hacer un uso equilibrado de nuestra ropa. Un elemento que puede llegar a hacer que vistamos los pies con el mismo sentido de orgullo que se usa con el resto del vestuario.

Anuncios

14 de noviembre del 18

14/11/2018 § Deja un comentario

¿Por qué cuando alguien siente un dolor muy grande se dice que ve las estrellas? ¿Qué tipo de relación místico-cósmica existe entre el dolor y los astros del cielo? No se sabe con certeza, pero parece que es una creencia bastante popular ya desde la Antigüedad, ya que la expresión ver las estrellas la encontramos en una de las primeras biografías de Claudio Tolomeo, el famoso astrónomo que desarrolló el sistema geocéntrico vigente hasta Galileo.

En esta anónima biografía, el autor alude a una anécdota difusa ya desde poco después de la muerte del astrónomo. Se cuenta que Tolomeo desarrolló su interés y su pasión por la astronomía después de un episodio traumático: una caída de un caballo que lo tuvo durante más de una semana en lo que parece que fue un estado de coma.

Cuando despertó, Tolomeo abandonó su anterior profesión y se dedicó en cuerpo y alma al estudio de los cuerpos celestes, como si hubiera tenido algún tipo de revelación durante su convalecencia. La frase de la biografía Tolomeo primero cayó del caballo y después vio las estrellas fue después interpretada de manera un poco diferente, dando paso a la relación que conocemos hoy en día entre el dolor y los astros.
Fuente: Emitologías

27 de octubre del 18

27/10/2018 § Deja un comentario

Dicen que el uso continuado de ciertos juegos informáticos puede crear adicción y sobre todo epilepsia. Este corto relata un caso.

Jean-Luc sufre un ataque epiléptico en medio de una partida. Cuando su pareja llama a urgencias llega el Doctor Gordon ¿Logrará la asistencia médica reanimarlo? Veamos

25 de octubre del 18

25/10/2018 § Deja un comentario

Vienen días de lluvia, está anunciado, las cadenas de radio y televisión les recuerdan que este fin de semana llegan fríos y aguas. Protejamos a los nuestros sin perder la creatividad.

Este chubasquero permite a un niño disfrazarse, divertirse, sentirse libre y, lo más importante, seguir seco. Otra cosa es que le dé por meterse en los charcos. Pero ya les propondremos un jueves del mañana algún otro chindogu que resuelva el problema.

20 de octubre del 18

20/10/2018 § Deja un comentario

Recién llegado a un bosque, un rey quiere que un castor le construya un castillo, que para eso es rey.

17 de octubre del 18

17/10/2018 § Deja un comentario

El verano ha pasado, han llegado los primeros fríos y los catarros. Pero nuestra memoria recuerda los bikinis. Decía Biescas en Luz de verano que el diseñador Louis Réard presentó en 1946 una prenda revolucionaria: un traje de baño femenino de dos partes. Sí, en dos partes.

Solo una bailarina de cabaret decidió ponérsela. Ella fue la que, sin pretenderlo, dio nombre al traje de baño que invade nuestros veranos, al comentar a su creador que ese rompedor bañador iba a ser más explosivo que la bomba del atolón Bikini, uno de los arrecifes utilizados por Estados Unidos para probar sus bombas atómicas.

Si la introducción de esta prenda fue polémica en España, donde estuvo prohibida durante un tiempo, su escritura aún lo sigue siendo: bikini mejor que biquini, según la última edición de la Ortografía de la lengua española.

Por una vez, calle y Academia coinciden: la k ha ganado la batalla. Tal vez el éxito de este grafema se deba a la pereza, tan española, que nos lleva a optar por la k para ahorrarnos la u que acompaña a la q. Curiosamente, la RAE no acepta trikini ni monobikini, aunque ha sucumbido al anglicismo top less, ya tan extendido como la práctica que designa.

Fuente: Las 101 cagadas del español.

11 de octubre del 18

11/10/2018 § Deja un comentario

Cuando te pica la espalda, es un sinvivir cuando no se llega. Y cuando la fortuna te depara alguien que pueda ayudarte, viene aquello de más arriba, a la dercha, no tanto, más abajo, etcétera.

Para ello nada como este chindogu que permite indicar casi milimétricamente el área a rascar al voluntario que desea colaborar en resolver la desazón. Y luego, cuando el problema queda resuelto, incluso jugar a barquitos.

¿Dónde estoy?

Actualmente estás explorando la categoría Humor en Hora a hora.