26 de abril del 17

26/04/2017 § Deja un comentario

Como llega el tiempo en el que vamos a empezar a coger aviones a todo meter porque nos vamos a ir de vacaciones por aquí y por allá, les vamos a explicar qué significa cada expresión que oirán una vez que estén colocados, preparándose para volar, despegar, etcétera.

Cerramos puertas y armamos rampas: No sé si se han fijado, pero uno de los últimos pasos antes de cerrar las puertas es contar de atrás hacia adelante y de delante hacia atrás el número de pasajeros. Si coinciden ambos recuentos, el finger se retira y el comandante da esta orden en tres pasos. No tiene mucho misterio ese cerrar puertas, pero ¿en qué consiste lo de armar las rampas? Como cada una de las salidas de emergencia dispone de un colchón hinchable para los casos de emergencia, se trata de quitar el precinto para que estas rampas se hinchen automáticamente cuando se abre la puerta ¿Qué pasa si la frase es doors to arrival and crosscheck o, en castellano, desarmamos rampas? Como bien habrá sospechado, se trata de desarmar las rampas, de forma que en el momento en que se abra la puerta, esta no se hinche con lamentables resultados.

Cross-check: Básicamente, comprobación cruzada. Es decir, revisar por partida doble un único procedimiento para contar con dos versiones. En caso de que los resultados no cuadren, uno de los dos miembros de la tripulación se habrá equivocado (como ocurre con el caso anteriormente citado del recuento de pasajeros), por lo que hay que volver a empezar.

Tiempo EFC: Si el piloto señala que el tiempo EFC, acrónimo de Expect Further Clearance, del vuelo es de 10 minutos, quiere decir que ese es el tiempo que va a pasar antes de que el avión despegue,,n exactamente espera hasta la autorización, generalmente después de haber pasado un tiempo en tierra a causa de una acumulación de vuelos en pista.

Bolsa de aire: Una de las principales causas por las que se puede producir una turbulencia. Se trata de cambios de temperatura en la atmósfera que desestabilizan a los aviones que las atraviesan. La sensación que experimentan los viajeros es la de que el avión se precipita hacia el vacío, aunque por lo general, el cambio de altura es menos sustancial de lo que parece por producirse de forma tan súbita.

Primer oficial: No, el primer oficial no es el comandante, como podríamos pensar por ese primero que jerarquiza la relación, sino el copiloto ¿Cómo distinguirlo? Aparte de que se sienta a la derecha del comandante, porque suele llevar tres rayas en su traje. Está tan cualificado como su compañero para dirigir el avión y de hecho se turna con él durante el vuelo.

ABP: Este término proviene del mundo de las azafatas y se utiliza para referirse a los pasajeros que en caso de emergencia pueden ayudar a los asistentes de vuelo. Se trata de una de las primeras cosas en las que las azafatas se fijan. Significa able bodied passenger, es decir, pasajero físicamente capacitado.

Papeleo de última hora: No hay constancia de este término en castellano, ni probablemente lo habremos oído por los altavoces del avión, pero de vez en cuando hay que llevar a cabo unos últimos cálculos relacionados con cálculo de peso y centrado, el plan de vuelo o los informes del equipo de mantenimiento que pueden llegar a retrasar el despegue.

PIL: Acrónimo de passenger information list, es decir, la lista con los pasajeros del vuelto. En ella también se reflejan las necesidades especiales que pueden tener cada uno de estos viajeros.

Cabina asegurada: Es el término que el jefe de cabina utiliza para que el resto de la tripulación sepa que todos los pasajeros están en su sitio, listos y preparados para que el avión pueda despegar. También se utiliza para asegurarse de que el pasaje está a salvo, sentado y con el cinturón puesto, durante una turbulencia.

Cabina estéril: Acuñado por la FAA o Federal Aviation Administration en los años ochenta, son todos aquellos momentos cruciales para el viaje en los que no se permiten las conversaciones irrelevantes, comer alimentos o en general todo aquello que puedan distraer a los pilotos. Además, durante estas fases no se puede entrar en la cabina del avión. Se trata, por ejemplo, el período que comprende entre que el avión comienza su rodaje hasta que ha estabilizado su altura.

Código Adam: Adam Walsh fue un niño secuestrado en un centro comercial en Hollywood, Florida, y que ha dado nombre a un código que se utiliza en aeropuertos para alertar a los trabajadores de que un niño se ha perdido.

Código Bravo: ¿Su objetivo? Que cunda el pánico, básicamente. Es un término utilizado cuando la alarma generalizada facilita identificar al potencial agresor, que se comportará de manera diferente al resto de pasajeros. Como señala Urban Dictionary, la utilización del término anuncia que hay un terrorista cerca y, por lo tanto, utilizarlo de una forma inapropiada o racista puede ser motivo de multa o sanción, o también tener el objetivo de poner nervioso al agresor. En los barcos tiene otro significado: Fuego.

Piloto pesado: No, no es que sufra sobrepeso o sea imposible quitárselo de encima después de tomarse tres copas. Se trata del piloto que acompaña al comandante y al primer oficial en los vuelos más largos para turnarse con ellos.

Entrando en pista para despegue, buen vuelo: Es la última frase con el avión en tierra. Lo dicen los pilotos cuando el avión está entrando en la pista de despegue y tiene permiso para despegar. Cuando se escucha, toda la tripulación ha de estar sentada y con los cinturones de seguridad abrochados. A partir de ese momento el avión empieza la carrera de despegue a potencia máxima.

Se apagan las luces de los cinturones: Esto es comunicación indirecta, una señal para la tripulación. Cuando los pilotos apagan la señal de cinturones, quiere decir que se han superado los 10.000 pies de altitud (AMSL) y que no hay turbulencias. Entonces es cuando la tripulación se puede levantar para empezar a preparar el servicio para el vuelo. Además, los pasajeros podrán levantarse para ir al baño o coger lo que necesiten de los compartimentos superiores, pero lo más recomendable es permanecer sentados con los cinturones abrochados.

Se enciende la señal de los cinturones: Esto quiere decir dos cosas, o bien que el avión se acerca a una zona de turbulencias y los pasajeros han de volver a sus asientos, o bien que se inicia la operación de descenso. En el segundo caso, no solo los pasajeros deberán volver a sus asientos, sino que la tripulación deberá a proceder a recoger los objetos que hayan consumido los pasajeros, comprobar mesas y cinturones, para volver a declarar lo que antes hemos comentado: cabina asegurada.

Documentación:
El código de los pilotos
Mensajes a bordo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo 26 de abril del 17 en Hora a hora.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: