12 de marzo del 17

12/04/2017 § Deja un comentario

Hoy les vamos a contar las aventuras de ruFINO, una serie de desventuras en cadena sufridas por un excelente colaborador que ahora lo tenemos en recuperación.

ruFINO, escrito así, ha sido durante los últimos cinco años el ordenador portátil del equipo del blog, cumpliendo siempre con agilidad y velocidad cuantos trabajos se le encomendaron. Recibe su nombre de su extrema delgadez y elegante presencia, ya que estamos hablando de un MacBook Air de Apple de segunda generación.Cumplida la edad, el blog procedió a retirarlo, sustituyéndolo por otro elemento de la misma familia más joven y poderoso, un MacBook Pro. Pero en agradecimiento a sus buenos servicios prestados, la dirección del blog envió a ruFINO a repasar para que pudiera descansar en plenas facultades. Lo que se dice una jubilación de oro.
Se llevó a Apple, quien nos desvió a un colaborador especializado en ordenadores vintage, es decir, viejales, porque ellos solo trabajan con aquellos que tienen menos de 5 años. El colaborador nos comunicó que ya tampoco repasa modelos antiguos, enviándonos a un tercero.Tras esta serie de quiebros, de que nadie aceptara a nuestro querido amigo ruFINO, llegamos a la tienda informática a la que habíamos sido reconducidos. Se les comunicó que había que cambiar la batería, comprobar el AirPort y repasar el trackpad que estaba fallón. Y nada más, dicho esto así, NADA MÁS, subrayando que nada se debía tocar y que había de conservar el viejo sistema operativo con el que estaba trabajando, un Leopard 10.5.4 con el que corrían todos los programas, aplicaciones y utilidades que tenía cargados.
Tres semanas más tarde recibimos el aviso que podíamos pasar a recogerlo.  Y aquí empieza una serie de desventuras sin nombre. Habían borrado TODO el disco duro, reseteando completamente al pobre ruFINO. Posteriormente habían intentado reinstalar el MacOS Leopard 10.5.4 y no habían podido porque según decían, la BIOS (Mac no usa BIOS sino EFI) había sido alterada. Y como no podían, habían cargado el sistema operativo posterior Lion 10.7. En resumen, ruFINO en blanco y 200€. O 33.200 pesetas de las antiguas.No terminan aquí las desventuras. Se intentó recuperar una copia de TimeMachine en donde todo está archivado, algo natural e inmediato para un usuario de Mac. Pero las copian habían quedado corruptas tras todo este proceso.
Es decir, ruFINO está tan joven como en sus primeros días pero, no recuerda nada. Entre todos estamos tratando de recuperar todos aquellos instaladores, alguno difícil de encontrar actualmente, para que descanse con plenas facultades y siempre dispuesto a ayudar como hizo desde el principio.
En resumen, es como si se llama al fontanero y tarda tres semanas en venir a arreglar el grifo que pierde. Pero además de romper el lavabo, deja el grifo inoperante, te cobra 200 euros y te trata groseramente. Nivelón.

Anuncios

¿Dónde estoy?

Actualmente estás viendo los archivos para Miércoles, abril 12th, 2017 en Hora a hora.